EL OZONO FRENTE AL ESTRÉS

Los cambios bruscos y repetidos de la vida moderna en el diario vivir, hacen que influya en su conducta y responda en forma irritable en las relaciones interpersonales y esté poco tolerante, el sometimiento de estar en condiciones extremas hace que le sea difícil conciliar el sueño, originando en la persona una fatiga constante, lo que hace que a la vez, influya en la auto estima personal, provocando una ansiedad ante la frustración del diario vivir. 

Todo esto, suele llevarlo a una situación de Estrés, lo que condiciona que Ud., presente reacciones psicosomáticas como “Pérdida de la memoria, agotamiento corporal, insomnio, irritabilidad extrema no justificada”.

 

 

 

 

Frente a este tipo de sensaciones se suele visitar al médico quien indica una serie de exámenes y posteriormente vitaminas o tratamientos largos que suelen abandonarse en el camino, quedando con la sensación de una relación que no lo satisface ante sus dolencias.

 

 

 

Por eso, una innovación de los tratamientos en el campo médico, es la aplicación del OZONO en las personas, tratamiento que por medio de aplicaciones transdérmica, hace que el organismo se reactive en una forma más rápida reduciendo el tiempo de tratamiento, facilitando la recuperación y a la vez condicionando para que el organismo se auto defienda facilitando el adaptarse a los cambios vertiginosos de la vida diaria, evitando el consumo de medicamentos.